Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar su navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta nuestra política de cookies

EL PP APOYA AL SECTOR FOTOVOLTAICO POR SUS QUEJAS ANTE LA PARÁLISIS EN LA QUE ESTÁ ENTRANDO EL SECTOR

La Comisión de Energía insta a la Junta a que exija a las compañías eléctricas que desbloqueen el proceso de concesión de puntos de evacuación para nuevas instalaciones

| 09-03-2010

Cospedal, con la candidatura regional por Albacete.

Cospedal, con la candidatura regional por Albacete.

Galería de Imagenes

La Comisión de Energía del Partido Popular de Albacete, ante las quejas del sector fotovoltaico insta a la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha a que exija a las compañías eléctricas que desbloqueen el proceso de concesión de puntos de evacuación para nuevas instalaciones.
 
Según distintas empresas de este sector que se han puesto en contacto con esta comisión, desde principios del pasado mes de diciembre no se conceden puntos de evacuación por parte de las compañías eléctricas de Castilla- La Mancha.
 
Esta situación es inadmisible para el sector, ya que repercuten sobre todo a pequeños promotores fotovoltaicos de 20, 40 y 100 KW, que son creadores natos de puestos de trabajo y riqueza, por si a alguien se le ha olvidado. Hemos de recordar que en instalaciones de suelo están todas las solicitudes en el “mismo saco”, tanto para pequeñas instalaciones como para grandes huertos, hecho que tampoco parece razonable. Existe además el agravante de que el aval que obligatoriamente hay que presentar junto con el resto de documentación previa a la autorización del Ministerio, se puede quedar “estancado” varios años junto con el resto de documentación, lo que mina un poco más la situación financiera de los promotores en estos tiempos de grave crisis económica. De hecho, con el actual sistema de convocatorias y la progresiva disminución de cuotas, se dará el caso de que cuando a un promotor “le toque” realizar su instalación (sobre lo que existe una incertidumbre total) ya no le sea rentable ejecutarla, con la consecuente pérdida de tiempo y dinero a lo largo de todo el proceso.
 
Si a esta situación, se le añade que el 90% de las solicitudes pendientes (unos 5MW) son en Baja Tensión, no se acaba de entender la relación, cuando Castilla-La Mancha es la Comunidad Autónoma con mayor dotación de infraestructuras de regulación eléctrica (Líneas de Transporte, Subestaciones, anillos de líneas eólicas, etc.) por cierto, muchas de ellas financiadas por promotores de renovables.
 
Es necesario mantener el apoyo público a la energía solar fotovoltaica hasta que alcance la plena competitividad con el resto de fuentes energéticas, es decir, hasta que logre ser rentable por si misma. Dicha competitividad solo se podrá conseguir si se adoptan las medidas que permitan y fomenten el autoconsumo de la electricidad generada mediante tecnologías fotovoltaicas y que en este momento no está siendo posible.
 
Según estudios publicados recientemente, si se permitiera a los consumidores generar su propia energía con paneles solares, en lugar de comprarla a su suministrador habitual, en España aumentaría un 35% el volumen del mercado fotovoltaico sólo hasta el año 2020. Pasaría de 11,5 GW a 17 GW aproximadamente.
 
El estudio concreta que con esos 17 GW, la contribución del sector fotovoltaico español al Producto Interior Bruto (PIB) llegaría hasta los 5.800 millones de euros (el 0,28% del PIB) y se alcanzarían más de 50.000 empleos directos. La dependencia energética se reduciría hasta un 5%, y el pico de demanda eléctrica hasta un 6%. Se ahorrarían unos 2.500 millones de euros en pagos por emisiones de CO2 y se facilitaría la consecución de los objetivos ambientales y de penetración de las energías renovables de 2020.
 
El problema es que el sector fotovoltaico no aguantará otro año como el 2009. El año pasado recibió el impacto negativo de la paralización fotovoltaica, situándose un 6,6% por debajo de la media de los países europeos más punteros en esta tecnología como Alemania, Francia o Italia. A pesar de que nuestra región es líder tanto en producción de energía eólica como en solar, el sector ha entrado en una situación de estancamiento que podría afectar a su desarrollo futuro.
 
También es conveniente erradicar la especulación que se ha enquistado aprovechando los resquicios del papeleo recogidos en el Real Decreto, una especulación que frena el desarrollo del sector y lo encarece artificialmente. En esa labor de limpia y erradicación, la Junta de Comunidades de Castilla- La Mancha debe poner los medios para que esto no suceda.
 
Es imprescindible para el sector conseguir estabilidad y para ello se debe terminar cuanto antes la revisión de las normas que regularán la actividad fotovoltaica. Es muy necesario que la nueva normativa se conozca cuanto antes y se pueda acabar de esa manera con el período de incertidumbre que se está viviendo. Lo que ocurre es que al Gobierno socialista no parece importarle este sector, a pesar de los continuos halagos que hacen hacia este tipo de energía ante la opinión pública cada vez que tienen la oportunidad. Se limitan a lanzar globos sondas con propuestas que solo consiguen desestabilizar el sector con las consiguientes pérdidas de confianza en los inversores y la destrucción de empleo que ello conlleva.
 
El Ministerio de Industria está cometiendo un error, tanto en la bajada de tarifas, como en la decisión de mantener el cupo que limita a 500MW para el año 2010 la potencia fotovoltaica que se podrá instalar. Mientras tanto, ¿Qué está haciendo la Consejería de Industria de la Junta de Castilla-La Mancha que no desbloquea la situación?. Ya que con el actual sistema limitado de concesión de permisos por parte del Ministerio de Industria, todo el cupo de potencia previsto para este tipo de instalaciones irá al resto de Comunidades , lo que supondrá la deslocalización de nuestras empresas en el mejor de los casos y el cierre para la mayoría 
 
La inflexibilidad mostrada hasta el momento por el Gobierno en este asunto y sobre todo la pasividad de Barreda es inadmisible. Si la bajada de las tarifas no va acompañada del aumento de cupos el sector fotovoltaico irá encaminado a un estancamiento del desarrollo de la industria fotovoltaica.
 
El señor Barreda piensa que es más “progresista” cada vez que se llena la boca de energías renovables cuando habla, pero no lo demuestra así en la energía solar cuando más lo necesita. Ni el Ministerio de Industria, ni el Gobierno de Castilla-La Mancha terminan de entender el problema y está provocando un corte que está dejando en la calle a muchas personas. Además, este corte ha paralizado muchísimo la producción de tecnología por parte de la industria española, que estaba lanzada.
 
Si queremos seguir jugando en la primera división del sector fotovoltaico en Europa, debemos serlo también en Castilla-La Mancha y para ello hay que apostar por la todas las energías, y estos momentos en especial con la fotovoltaica, que es la que peor lo está pasando, sin hacer una reducción excesiva de las tarifas y ampliando el cupo de potencia a instalar. El Gobierno de Castilla-La Mancha y a la cabeza el señor Barreda tienen en sus manos deslocalizar el sector fotovoltaico o apostar por su futuro.
 
 
Bookmark and Share

Opiniones deja tu opinionDeja tu Opinión
No existen opiniones para este elemento.

Arriba OpiniónOpinión Enviar a un amigoEnviar a un amigo Volver AtrásVolver Atrás